La Reforma a la Salud arrancará con $3 billones

Bogotá_
El sistema de salud está quebrado. Las deudas alcanzan los $10 billones y el Estado no está dispuesto a asumirlas todas. Sanearlo dependerá del pago de las Entidades Promotoras de Salud (EPS) y muchas de ellas están en liquidación.

A esto se le suma que la Reforma necesitará una cuota inicial de $3 billones.

En Inside LR, el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, explicó que con este monto se financiará la implementación del Plan de Beneficios (MiPlan), los costos de la crisis financiera y los de la formalización laboral de 47.000 trabajadores en salud.

¿Quién gana y quién pierde con la Reforma?
La gente es la que tiene que ganar, si no la reforma sería un esfuerzo en vano. Los 45 millones de colombianos que hoy reclaman más calidad, más oportunidad y mayor acceso.

Las EPS en parte se van a ver afectadas al quitarles los recursos. Van a tener que adaptarse a unas reglas de juego muy diferentes, pues los excesos del pasado tienen que desaparecer.

¿Cuánto va a costar implementarla?
Una discusión tiene que ver con la crisis financiera, eso puede costar aproximadamente entre $1,5 billones y $2 billones. Ese dinero vendría de dos lados: del Presupuesto General de la Nación y de recursos por debajo de la línea como créditos blandos.

Otro tema será la ampliación del Plan de Beneficios. En realidad hay medicamentos que no hacen parte del POS, por lo que la persona los recobra, pone una tutela y un comité médico científico le dice le pagamos el medicamento. La EPS paga y después le pasa la factura al Estado, es lo que se llama, el recobro. El Estado en todo caso paga por el medicamento.

La pregunta es cuando usted lo incluye en el Plan de Beneficios qué tanto más va a pagar. No todo el mundo puede acceder a una tutela. Tenemos un cálculo de que eso va a costar alrededor de $1 billón de manera permanente y, por eso, hemos dicho que va a haber un periodo de tres años mientras que se incluyen esos medicamentos.

Hay otros efectos fiscales de la reforma que tienen que ver con un tema muy complejo. Si usted va a un hospital en un municipio de Colombia 80% de los trabajadores no está en la planta, está en cooperativos de trabajo asociado. Hay unos compromisos de formalizar 47.000 personas, eso cuesta $600.000 millones de manera permanente al año y todavía no tenemos claridad de dónde van a salir esos recursos, porque no sabemos cuál es el período de incorporación de los trabajadores en la norma.

Si suman las tres cosas ahí tenemos un poco más de $3 billones. Yo creo que la reforma está financiada.

Nos preocupa la crisis financiera. Hemos dicho que en el corto plazo podemos pagar la cartera de Caprecom, podemos asumir algún costo de las deudas que dejaron las EPS liquidadas, pero no podemos asumir de buenas a primeras más de $10 billones que son las deudas del sector.

¿Cuál es la diferencia entre las nuevas gestoras y las EPS?
La primera reforma grande es que estos señores no manejarán los recursos, tendremos un control estricto de los recursos. El segundo punto es que vamos a medir una serie de indicadores en salud y parte de lo que se le paga a la gestora por administrar va a depender de los resultados.

Hoy en día las EPS operan en todo el país sin red clara. Tal vez el principal problema que tienen los colombianos es que no tienen quién los atienda en sus EPS, porque la EPS tiene una red de prestadores y está operando en oficinitas. Será obligación tener un arraigo territorial y también vamos a hacer un control estricto. Las EPS de garaje no van a poder estar en todo el país.

Tendremos mucha mejor vigilancia y control. Hoy en día la Superintendencia de Salud se demoraba tres o cuatro años para ponerle una multa a la EPS, tendremos juicios orales y podremos funcionar mejor.

¿Por la disminución del riesgo se pagará una suma?
Uno de los indicadores será que se pague para disminuir el riesgo. También por resultados que se medirán con 10 o 15 indicadores que estamos pensando. Creemos que tienen que existir parte de aseguramiento. Porque si el Estado asume todo el riesgo estaríamos pensando en una gran EPS pública, una especie de súper Caprecom y desde el comienzo nos ha parecido que no es una buena idea “capreconizar” el sistema de salud. La invitación que hicimos es a entender los matices. En donde está la diferencia de si un sistema funciona o no es en los matices, no en hacer un discurso sobre el ánimo de lucro o plantear una disyuntiva sobre el derecho y el negocio.

¿Qué va a pasar con la integración vertical?
La integración vertical tiene consecuencias económicas que tienen que ver con dónde se quedan los excedentes del sector. Si usted le pregunta a los de las clínicas y hospitales le van a decir que es el cáncer del sistema y si usted le pregunta a algunos de los agentes les van a decir sin integración vertical es imposible para nosotros gestionar el riesgo, el aumento de las tarifas va a quebrar el sistema de salud. No podemos darle gusto a uno y a otro sino hacer el análisis de lo que hay de positivo y negativo en la integración vertical.

Llegamos a la siguiente solución: permitir la integración vertical para los servicios que no requieren hospitalización, los cuales son más o menos 20% y 25% del costo total en el sistema. No de cualquier manera sino con completa transparencia. Si está integrado verticalmente tiene que transar precios del mercado y esas transacciones tienen que ser visibles para el sistema.

¿Qué mecanismos van a garantizar el acceso a los servicios?
Con los nuevos gestores creamos unas áreas de gestión sanitaria en donde las EPS de garaje no van a poder operar. En esto hay que ser transparente. Habrá unos comités de área de gestión en donde seguramente estarán los alcaldes y gobernadores y allí habrá una participación nutrida de los ciudadanos. En el tema de medicamentos no creamos comités burocráticos o de la muerte, sino espacios participativos en los que vamos a tener a las Sociedades Científicas para decidir si priorizamos ese medicamento.

¿Qué cubrirá nuevo Plan de Beneficios?
En el texto del documento de la Reforma se señala: “el Ministerio de Salud y Protección Social evaluará la incorporación gradual de los servicios y tecnologías en salud del universo de los recobrados, contados tres años después de la entrada en vigencia de la presente ley”. No obstante, una de las grandes preocupaciones de los pacientes es qué pasará durante los años de adaptación de la norma. El Ministro de Salud, Alejandro Gaviria, respondió que en ningún caso va a empeorar. “Por parte de las asociaciones de pacientes ha existido el temor de que si no está incorporado está excluido y eso no es verdad. Le exclusión es distinta. Si no está incorporado va a seguir operando como funciona hoy en día y la persona lo obtendrá vía comité técnico o tutela”. Una de las grandes preocupaciones de los pacientes es si se elimina o no la tutela con la reforma. No obstante, el Ministro ha reiterado que es imposible que se elimine.

Anuncios

Etiquetas: ,

About Noticias Manizales

Noticias Acerca de Manizales Colombia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: